sábado, 18 de marzo de 2017

EL CONOCIMIENTO Y LA CULTURA ME IMPORTAN UN CARAJO, LOS DERECHOS DE LAS PERSONAS, TAMBIÉN ▼ Más dinero para armas nucleares y menos para museos | Internacional | EL PAÍS

Más dinero para armas nucleares y menos para museos | Internacional | EL PAÍS

Más dinero para armas nucleares y menos para museos

Estos son los ganadores y perdedores del nuevo reparto del gasto público que propone el presidente Donald Trump



El presidente Donald Trump. 



Donald Trump se presentó durante la campaña como gran el enemigo de la burocracia en Washington. Así se entiende su primer proyecto de presupuesto, que se sustenta sobre la premisa de que la seguridad es primordial para que América prospere. A partir de ahí mueve el dinero de programas a las artes o dan asistencia legal a los pobres a reforzar la capacidad nuclear y a perseguir a los indocumentados.
La Casa Blanca pide autorización para gastar 1,15 billones de dólares en el ejercicio 2018. Es un recorte de aproximadamente el 1%, lo que no servirá para mejorar de las cuentas públicas. Pese a ello, pueden identificarse cuáles serán los grandes ganadores y perdedores. Los recortes afectan a prácticamente todas las agencias, con once departamentos donde superan el 10%.

Pentágono

El principal beneficiado del reajuste de prioridades en términos absolutos es el Departamento de Defensa. El presupuesto se eleva un 10%, hasta los 522.000 millones. Los nuevos fondos son esencialmente para acelerar la lucha contra los militantes del Estado Islámico, revertir la reducción de tropas en la Army, construir más buques de la Navy y reforzar los activos de la Air Force.
En esta estrategia por reforzar la capacidad militar se incluye una partida de 2.000 millones para la modernización del arsenal de armas nucleares. Aunque se trata de una agencia separada al Pentágono, también gana con el nuevo reparto de fondos el departamento de los Veteranos, que gracias a un incremento del 6% en el presupuesto tendrá 4.400 millones más a disposición.

Control de la inmigración

El Departamento de Seguridad Nacional ve como su presupuesto para el próximo ejercicio se eleva casi un 7%, hasta los 44.100 millones de dólares. Ese dinero extra se va a utilizar para empezar a contrata agentes de la patrulla fronteriza y de inmigración, para interceptar, detener y deportar a los indocumentados. La Casa Blanca necesita además 4.500 millones para iniciar la construcción del muro con México.

Ayuda externa

El presupuesto combinado del Departamento de Estado y de la Agencia Internacional para el Desarrollo (USAID) se reduce un 28%, lo que implica que habrá menos fondos destinados a las Naciones Unidas o el Banco Mundial, las iniciativas globales para combatir el cambio climático o programas de intercambio cultural con otros países. Se preservan, en cambio, 3.100 millones para la seguridad de Israel.

Medioambiente

La Agencia de Protección del Medioambiente verá reducido su presupuesto un 31%. Eso provocará una contracción considerable en las iniciativas que se adoptaron durante la administración de Barack Obama para preservar la calidad del aire y del agua. También tendrá un efecto en el personal, que se reducirá en una quinta parte. Se reactiva el concurso para el depósito de residuos nucleares en Nevada.

Dificultades para los científicos

El Departamento de Salud verá recortado el presupuesto un 16% si el presidente saca adelante su propuesta de gasto. Eso complicará más las cosas para los científicos, que tendrán menos fondos federales a mano para sus investigaciones. No se especifica a qué enfermedades puede afectar más el traspase. Sí se hace una mención expresa a la eliminación de la división que se centra en la salud global.

Menos para los pobres

La administración Trump propone eliminar un servicio de asistencia legal a ciudadanos sin recursos que al año beneficia a dos millones de personas, incluidas víctimas de la violencia doméstica. También elimina un programa que ayuda a los mayores a buscar empleo y recorta los fondos para una iniciativa de reparto de alimentos a domicilio. Acaba la asistencia a las familias para pagar la factura de la luz.

Educación

La partida destinada a la cartera de Educación se reduce un 13,5%, para dejarla en 59.000 millones. Sin embargo, el presupuesto recoge una partida adicional de 1.400 millones para financiera el programa de escuelas concertadas. Se eliminan a cambio 1.200 millones destinados a programas extraescolares y campamentos de verano.

Artes y medios públicos

La cadena de televisión pública PBS y de radio NPR perderán el acceso a los fondos federales si finalmente prospera la iniciativa de Donald Trump. Eso les obligará a financiarse exclusivamente con recursos privados para poder operar. Los recortes afectan también a instituciones en el ámbito de las artes y de las humanidades, que aportan financiación esencial para pequeños museos locales.